+
Diferentes idiomas y usos, hacen que la palabra Barrio esté rodeada de ciertos matices y a la vez mucho de ambigüedad de acuerdo a lo abarcativo, entre el carácter popular o periférico y a la conformación espontánea y/o planificada. El barrio puede llegar a ser visto, descrito y también analizado, aunque sólo podrá ser totalmente aprehendido cuándo se asimilen sus vivencias

El Barrio


Mi Barrio y mi Ciudad

  • Un lugar de pertenencia

Diferentes idiomas y usos, hacen que la palabra Barrio esté rodeada de ciertos matices y a la vez mucho de ambigüedad de acuerdo a lo abarcativo, entre el carácter popular o periférico y a la conformación espontánea y/o planificada.

El barrio generalmente está asociado a tiempos idílicos, ya sea por el de la niñez y también la juventud, el de las épocas de inocencia, el del primer noviazgo, el de las verdaderas amistades, etc. Es un lugar de pertenencia que marcará por siempre la existencia de cada uno.

La figura del barrio se impregna en nuestro uso común, aún el más restrictivo, donde la palabra es tomada como un calificativo, se dice de la vida de barrio, o si una zona residencial sería o no sería barrio. No habiendo contenido de clase estricto, excluyendo el estilo de la vida privada.

Los Barrios no surgen de la noche a la mañana. Son entidades con vida, con vínculos de parentesco, amistad y/o de vecindad, enlazados por la permanencia y el reconocimiento general con el paso de generaciones.

Callecitas de mi barrio
Callecitas de mi barrio

La gente se encuentra en forma cotidiana, hacen fiestas, recordaciones y hasta duelos propios; se reconocen en señales y en símbolos con los que se identifican y que pasarían desapercibidos a los de afuera, también generan hasta ritos y porque no, códigos de conducta que los hacen diferentes, tanto de otros barrios, como del resto de la gran ciudad.

El barrio puede llegar a ser visto, descrito y también analizado, aunque sólo podrá ser totalmente aprehendido cuándo se asimilen sus vivencias. El barrio se manifiesta a través de cosas tangibles, pero no será un listado de cosas o de atributos lo que hará al barrio.

Mudarse del barrio, tiene su carga psicológica, está en un puesto bastante alto en el orden de las vivencias traumáticas y al preguntarnos si nos mudaríamos a otro lugar, nos provoca algún tipo de desconcierto para los que tenemos la vida unida a nuestro barrio y nos reconocen en él.

Tiempos idílicos

Como es el Barrio donde vivo? Esto es algo que cada uno podría describir en estas páginas y que vaya quedando reflejada nuestra forma de vida, contándola y también mostrándola con las imágenes que nosotros mismos podamos tomar, que muchas veces hablan por si solas.


comparte esta página en: